Un baño de vapor te ayudará a tener un cutis más bello

Aplícalo por lo menos una vez a la semana.

01 | 28 | 2020

¿Ya tienes una rutina diaria para el cuidado de tu piel? Limpiar, exfoliar, tonificar, hidratar y aplicar protector solar, son solo algunas de las muchas cosas que puedes hacer para lucir una piel radiante y sana. Pero hay un paso muy importante que debes añadir a tu rutina por sus increíbles beneficios; los baños de vapor.

La cara es la parte del cuerpo más expuesta al sol, al polvo y a la contaminación, por lo que es la parte que más impurezas recibe. Cuando no la limpias adecuadamente aparecen molestos puntos negros, espinillas y granos, lo que hace que el aspecto de la piel no se vea del todo sano. Los baños de vapor ayudan a facilitar esta tarea, ya que abre los poros, facilita la salida de impurezas, purifica e hidrata la epidermis, relaja los músculos, estimula la función glandular, favorece la circulación sanguínea y despeja los conductos nasales.  

Lo único que necesitas es un poco de agua caliente para producir vapor y exponer tu cara a él durante unos minutos, cuidando que no esté demasiado caliente. Una vez que tus poros se hayan abierto, con ayuda de una mascarilla, retira todas las impurezas de tu piel, después enjuaga tu rostro con agua tibia y utiliza un tónico para cerrar los poros.

Recuerda que es muy importante que si presentas un caso severo de acné acudas al dermatólogo para recibir el tratamiento adecuado.